Escuelas Abiertas de Valparaíso

Marzo 25th, 2019 | by admin
Escuelas Abiertas de Valparaíso
Educación
0

Por Marcela Riquelme, redactora encuentro de Escuelas Abiertas de Alcaldía Ciudadana “Escuela y Territorio” realizada en diciembre del 2018

Abrir la escuela pública a la comunidad en tiempos en que la vida humana corre por un carril individual, en donde el lugar de encuentro por excelencia es el espacio de intercambio de mercancías, en un país en donde es necesario pagar para utilizar una cancha, en donde hasta las playas son cerradas, urge poner a disposición de los vecinos y vecinas de los barrios, de las organizaciones sociales, las comparsas; un lugar seguro, gratuito para el encuentro de quienes se organizan ya sea para bailar, cantar, coordinarse, aprender oficios, actualizarse en lo digital, conocer y comprender su doble matriz socio-cultural.

Potenciar en el imaginario barrial la idea de que las escuelas son de todos, o al menos eso es lo que nos gustaría, que pueden convertirse en polos de desarrollo comunitario en los espacios donde se emplazan, ha sido nuestra idea-fuerza desde el inicio de este proyecto, que viene a entender la escuela como un lugar que se abre también al barrio, hace suya las necesidades de la comunidad con la que dialoga y avanza en llevar a cabo aquellas actividades que los vecinos y vecinas sienten que necesitan dentro de su formación.

El proyecto de Escuela abierta consiste en la apertura de las instalaciones de las escuelas y liceos de la comuna de Valparaíso, posterior al horario de clases, con el objetivo de fortalecer los vínculos entre las comunidades escolares y los barrios en los que están insertas, mediante la utilización de los espacios de acuerdo a las inquietudes y la organización de los vecinos y/o actores educativos. De esta forma, aportar a la reconstrucción de tejido social en las comunidades y a su vez, a recuperar espacios públicos (bienes comunes) para la comunidad, entendiendo a la escuela pública como un espacio en peligro de extinción, en donde la matrícula va en descenso, que requiere integrar nuevas estrategias para motivar el acercamiento hasta ella de quienes migraron hacia la educación particular subvencionada.

La idea de abrir las escuelas a la comunidad obedece a varios objetivos estratégicos que están relacionados con el desarrollo comunitario pero también con la idea de involucrar a los padres y apoderados en el establecimiento, haciéndolos sentir que la escuela es suya.

Creemos que es posible transformar el contexto social desde la transformación de la escuela. Es decir, desarrollar un diálogo tanto entre la comunidad exterior como interior de cada establecimiento. Históricamente las escuelas y liceos,  si bien se han abierto de maneras muy diversas a la comunidad, en la mayoría de los casos, han expulsado a lo distinto y ven como una amenaza a la comunidad exterior del establecimiento, sobre todo si aquello que entrará es lo que encarna a lo otro, a lo distinto.

Entender las escuelas y liceos públicos como bienes comunes, al servicio de las necesidades de las organizaciones y comunidad que no cuenta con espacios para reunirse y desarrollar actividades, es comprender que las comunidades tienen mucho que decir en la forma en cómo se construye una escuela de nuevo tipo. Es en la comunidad donde habitan los saberes que dotarán de identidad lo que se imparte en la escuela, abrir es permear de diversidad el espacio en donde se educan los niños, niñas y jóvenes de los cerros, que requieren más de lo que el currículum tradicional les entrega. Además, permite usar una infraestructura que permanece ociosa en las tardes  y los fines de semana, que cuenta con todo lo necesario para albergar de forma segura y cómoda a la comunidad, generando en el sector, una sensación mayor de seguridad al encontrarse con actividad humana en esos tiempos muertos.

Sabemos que la idea de abrir la escuela no es compartida por todos los actores de las comunidades escolares, sin embargo, quienes han comprendido el sentido transformador de esta medida, se han volcado con entusiasmo a su utilización generando actividades que traen dentro de sí un germen de nueva sociedad: reunir mujeres con sentido comunitario para bailar ritmos africanos, aprender un oficio como la mediación lectora, hacer un taller de ecoturismo o aprender a reciclar prendas de vestir, son experiencias vitales y significativas para quienes usaron la escuela abierta en los diferentes territorios en donde se abrió paso.

Sabemos que como en toda construcción social, no hay garantías de permanencia, por lo mismo es que hoy es necesario recordar lo que hemos construido, para tener la memoria. Los invito a seguir escribiendo esta historia de lo que han sido las escuelas abiertas para que entre todas las voces se vaya visibilizando este esfuerzo.

Hemos venido a transformar, a recuperar para las comunidades lo que está permanentemente amenazado por el mercado y la rigidez con la que se piensa la vida desde el poder. Las escuelas abiertas y los actores que las encarnan han avanzado en la creación de un sentido común, dejemos que siga fluyendo y desarrollándose como parte del proyecto transformador.

Arriba las escuelas abiertas de la Alcaldía Ciudadana!!

 

Memoria del encuentro de Escuelas Abiertas de Alcaldía Ciudadana “Escuela y Territorio”. En dicho encuentro participaron los diferentes actores que participan de escuelas abiertas.( profesores, estudiantes, talleristas, coordinadores, organizaciones).

 

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *